Efecto Mariposa: De Jony Lopez

Vieron que rápido pasa el tiempo?, algunos ayer teníamos 16 o 17 años… y de repente…acá estamos.

Te agachaste a atarte los cordones, y pasaron 5 años corriendo por al lado tuyo. No los viste? Yo tampoco.

Y hoy quiero hablar solo de un aspecto de esta gran obra de teatro dirigida por Dios, a la cual llamamos vida.

Quiero hablar y enfocarme específicamente en ese baúl de recuerdos que tenemos dentro de nuestro corazón, el cual…algunos lo tienen lleno de polvo y escondido, otros no le prestan atención, pero sin embargo otros lo sacan todos los días para mirarlo y tal vez darle una limpieza.

Una palabra dada por Dios, puede sanar las cicatrices del pasado, restaurar el presente y prepararte para el futuro.

Generalmente cuando hablamos del pasado, a todos les causa la mismas sensaciones dentro suyo… Nostalgia, sonrisas por recordar momentos felices, dolor, alegría, tristeza. Es un coctel de emociones.

Pero hoy quiero dirigirme a esas personas que si tuvieran hoy mismo una máquina del tiempo, volverían el tiempo atrás y arreglarían muchas cosas, volverían a tomar mejores decisiones.

Personas que por UNA decisión, quedaron atadas al pasado sin poder disfrutar el presente. Los años pasaron, y aunque estén sonriendo, darían lo que sea por poder arreglar lo que sucedió en su vida. Si es posible, viajarían en el tiempo y:

-darían ese abrazo que nunca pudieron dar

-no dirían esas palabras que hicieron tanto daño.

-Elegirían bien con quien pasar el resto de su vida.

-Aun algunos, a causa del rencor guardado en su corazón, si volverían al pasado, detendrían las manos de aquella persona que abuso de él/ella, cuando era niño. Detendrían las manos de aquella persona que con tanta violencia los tratos.

-Otros, simplemente, decidirían correctamente pequeñas cosas, las cuales terminaron en grandes crisis.

Decisiones. La llave a mundos distintos, la llave a lo desconocido. Con tan solo haber decidido congregarte esta noche, tu vida puede cambiar de rumbo.

Porque llame efecto mariposa a este mensaje? El efecto mariposa, es una teoría que plantea que “El simple aleteo de una mariposa en una parte del mundo, puede causar un tornado en la otra parte del mundo”.

Y tome ese ejemplo, porque sé muy bien qué.. Algo simple, mínimo y pequeño, puede causar algo gigante. Pequeños efectos en nuestras vidas, causan efectos grandes para nuestro futuro. Ese es el efecto mariposa.

Nuestras vidas tienen muchas opciones, y cuando elegimos una, frecuentemente, hay un movimiento considerable. El punto es que pequeños efectos producen grandes efectos.

Y muchas de las decisiones tomadas en nuestra vida, aun habiendo sido muy pequeñas, dieron pie a un desenlace de catástrofes y crisis que hasta el día de hoy no tienen arreglo, y algunas dejaron heridas abiertas.

Sabes cómo darte cuenta si esa decisión que tomaste todavía dejo la herida abierta? Fácil. Pensa por un minuto en que hubiese pasado, si hubieras elegido LA OTRA OPCION.

Todos creemos por lo que dice la biblia, que somos nuevas criaturas…Pero…No les parece raro que haya tanta gente atada al pasado, con recuerdos que todavía duelen, y sin poder avanzar en la vida?

Pero hoy tengo una buena noticia.. Dios puede intervenir, quitar el dolor del pasado, sanar tu presente, y prepararte para el futuro.

De qué manera Dios puede sanar tu presente? Eso es lo importante en esta noche.

En la biblia podemos ver personas que estaban siendo atormentadas por su pasado, y Dios intervino, y de manera sobrenatural sano su corazón y restauro su presente, pero hoy vamos a mirar la vida de Jacob:

El comienzo de su historia es interesante, ya que al igual que nosotros, Jacob decidió algo que no pensó que tendría consecuencias grandes. No sabía que esto no solo iba a afectar su futuro, sino también la vida de Esaú, y la de sus padres. El comete estafa junto con su madre para recibir la bendición de su padre Isaac Pequeña decisión, Gran crisis.  Leamos:

Gén 27:41 Desde ese momento, Esaú odió a Jacob, porque su padre le había dado la bendición a él. Entonces Esaú comenzó a tramar: «Pronto haré duelo por la muerte de mi padre y después mataré a mi hermano Jacob».

Gén 27:42 Entonces Rebeca se enteró de los planes de Esaú y llamó a Jacob y le dijo: —Escucha, Esaú se consuela haciendo planes para matarte.

Gén 27:43 Así que, hijo mío, presta mucha atención. Prepárate y huye a casa de mi hermano Labán, en Harán.

Efecto mariposa. El simple hecho de estafar a su hermano, causo el gran afecto de que Esaú jure matarlo. Jacob tiene que huir a la casa de su tío.

Pasa el tiempo, Dios se le aparece en Bet-el y le da una palabra profetica acerca de su futuro, prometiéndole lo mismo que a sus antepasados. Pero… No le menciona nada acerca de Esaú, quien había jurado matarlo.

Pasan 14 años en los cuales estuvo Jacob trabajando por sus esposas Raquel y Lea. Pasan muchos años más, Jacob tiene hijos y seguramente algunas noches recordaba a su padre y a su madre, los cuales desde que huyo no los volvió a ver… Y se acordaba de Esaú, su hermano. Creo que ahi pensaba lo mismo que pensamos nosotros: AHH, YA PASARON MUCHOS AÑOS, YO CASI NI ME ACUERDO, A VECES ME PONGO A PENSAR Y ME DA UN POCO DE MIEDO QUE APAREZCA, PERO..EL TAMBIEN SE HABRA OLVIDADO, NO PUEDE GUARDAR RENCOR TANTOS AÑOS UNA PERSONA.

Error. Si puede guardar rencor muchos años una persona. Al tiempo Jacob debía volver a su tierra, y da por sentado que se encontrara con Esaú. Y manda a personas a averiguar si es posible que se crucen.

Gén 32:6 Después de transmitir el mensaje, los mensajeros regresaron y le informaron a Jacob: «Nos encontramos con su hermano Esaú y ya viene en camino a su encuentro, ¡con un ejército de cuatrocientos hombres!».

Gén 32:7 Jacob quedó aterrado con la noticia. Entonces separó a los miembros de su casa en dos grupos, y también a los rebaños, a las manadas y a los camellos,

Gén 32:8 pues pensó: «Si Esaú encuentra a uno de los grupos y lo ataca, quizá el otro grupo pueda escapar».

Jacob con temor y desesperación arma una estrategia para salvar su familia y sus posesiones.

Pero, de manera sabia, Jacob hizo uso del arma más poderosa sobre la faz de la tierra: La oración. Pero no es cualquier oración, sino que es la de alguien rendido a Dios, ante una situación del pasado que por no resolverla, lo está atormentando y no lo deja avanzar hacia lo que viene por delante.

Gén 32:9 Entonces Jacob oró: «Oh Dios de mi abuelo Abraham y Dios de mi padre Isaac; oh SEÑOR, tú me dijiste: “Regresa a tu tierra y a tus parientes”. Y me prometiste: “Te trataré con bondad”.

LE RECUERDA LA PALABRA PROFETICA QUE LE HABIA DADO.

Gén 32:10 No soy digno de todo el amor inagotable y de la fidelidad que has mostrado a mí, tu siervo. Cuando salí de mi hogar y crucé el río Jordán, no poseía más que mi bastón, ¡pero ahora todos los de mi casa ocupan dos grandes campamentos!

LE AGRADECE POR SU BENDICION Y SU FIDELIDAD.

Gén 32:11 Oh SEÑOR, te ruego que me rescates de la mano de mi hermano Esaú. Tengo miedo de que venga para atacarme a mí y también a mis esposas y a mis hijos.

Solo Dios podía intervenir en esta situación imposible de cambiarla, y hacer un milagro para que su hermano lo perdone y lo deje avanzar hacia adelante, hacia lo que venía.

Esa es la parte donde Jacob habrá pensado… Porque hice eso? Porque no decidí bien? Todo sería distinto si no hubiera hecho eso!!!

Y acá tendría que venir la parte donde Esaú aparece con 400 personas, y destroza todo el campamento de Jacob. Lo deja sufrir, luego lo atrapa y le dice: LLEGO LA HORA DE LA VENGANZA!! Pero, leamos:

Gén 33:1 Entonces Jacob levantó la vista y vio a Esaú, quien se acercaba con sus cuatrocientos hombres. Por eso, repartió a los niños entre Lea, Raquel y sus dos esposas esclavas.

Gén 33:2 Colocó en el frente a sus dos esposas esclavas con sus respectivos hijos, después a Lea con sus hijos, y por último a Raquel y a José.

Gén 33:3 Entonces Jacob se adelantó a todos ellos. Cuando se aproximó a su hermano, se inclinó hasta el suelo siete veces delante de él.

Gén 33:4 Entonces Esaú corrió a su encuentro y lo abrazó, puso los brazos alrededor de su cuello y lo besó. Y ambos lloraron.

Que paso acá? Tomo algo Esaú? Y el juramento de venganza? INTERVENCION DIVINA. Dios sana el pasado y restaura el presente!!

Y este mensaje sé que el Señor me lo entrego, porque El está en cierta manera “cansado” de ver tanta gente atrapada en el pasado. Que por no soltarlo, siguen mirándolo de reojo, y no miran hacia adelante. Personas heridas, lastimadas, que no pueden perdonar a su marido, su hermana, su suegra, su tío, al hermano de la iglesia, a su pastor.

No podemos andar por la vida con esa mochila pesada, no podemos andar con esa herida escondiéndola. Hoy es el día donde Dios va a intervenir y sanar tu pasado, y vas a ver que restaura tu presente.

Pero cuál es la solución? Hacer lo mismo que nos enseña la biblia, que hizo Jacob. Decidir darle esa situación a Dios.

Crees que una simple oración no puede hacer nada? EFECTO MARIPOSA. Pequeña decisión, gran consecuencia.

Hoy es el día. Hasta acá llego el dolor de ese recuerdo. Hasta acá llego la culpa que te atormenta por no haber decidido bien. Hasta acá llego el miedo de que vuelva a pasarte lo mismo. Hoy es el día de rendirte por completo a una cirugía de la mano del mejor doctor de corazones, JESUCRISTO.

Advertisements

3 comments

  1. karenochoag12 · March 2, 2015

    Está súper heavy! Me encanto.

  2. karenochoag12 · March 2, 2015

    Esta súper heavy! Me encanto.

  3. Jony Lopez · March 2, 2015

    Gracias!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s